Autores: González-González E., Minguez-González S., Alonso-Rodríguez MH., Montes-Villameriel FJ., García-Carro AC., García-Palomar I.

Abstract: DESCRIPCIÓN DE UN BROTE POR ACINETOBACTER BAUMANNII XDR EN UNA UNIDAD DE QUEMADOS.

INTRODUCCIÓN:
En julio de 2022 se detectó un incremento de aislamientos de Acinetobacter baumannii XDR en los pacientes ingresados en la Unidad de Quemados.

OBJETIVO:
Describir un brote por Acinetobacter baumannii XDR y las medidas tomadas para su control.

MATERIAL Y MÉTODOS:
Se llevó a cabo un estudio descriptivo observacional de los casos de pacientes con infección y/o colonización en la Unidad de Quemados. Se realizó una búsqueda activa de casos, de superficies y de equipos clínicos y no clínicos contaminados. Se llevó a cabo formación sobre precauciones basadas en la transmisión por contacto e higiene de manos y refuerzo de la limpieza y desinfección.

RESULTADOS:
Entre el 15 y el 21 de julio del 2022, se detectaron 5 pacientes infectados y/o colonizados por Acinetobacter baumannii XDR en la Unidad de Quemados y 1 en UCI, se incluye este paciente por compartir las dos unidades personal y material.
Se llevaron a cabo las siguientes medidas de control:
Se realizaron 113 controles de superficie, resultando positivos en 10 localizaciones (aparato de ECG, mueble esclusa, cuarto de medicación, tubo neumático, respirador, teclado y pantalla de ordenador, colchón, cama, carro medicación y mesa auxiliar del paciente).
Se impartieron, por parte de Medicina Preventiva, cuatro sesiones de formación sobre disciplina de higiene de manos entre el 29/07/22 y el 12/08/22, dirigidas a todo el personal que trabajaba en la Unidad de Quemados.
Se incrementó la frecuencia de la limpieza y desinfección en las zonas afectadas, realizándose doble limpieza y se llevaron a cabo varias aplicaciones de nebulización de peróxido de hidrógeno ambiental, volviéndose a tomar muestras hasta comprobar que las zonas contaminadas previamente ya no lo estaban.
Durante el brote se pidieron cultivos de vigilancia epidemiológica dos veces por semana a los pacientes ingresados en la Unidad.
Se estableció un circuito para evitar una posible contaminación cruzada en el traslado de los pacientes de los boxes de ingreso al quirófano de quemados.
Los controles de superficies realizados tras la aplicación de este conjunto de medidas fueron negativos, no detectándose ningún caso nuevo de paciente infectado y/o colonizado por Acinetobacter baumannii XDR.

CONCLUSIONES:
El hallazgo de Acinetobacter baumannii XDR en superficies, es sugestivo de que el brote pudo originarse mediante la transmisión por contacto a través de personal que trabajaba en la Unidad de Quemados y/o de los fómites. Con las medidas de control adoptadas se consiguió erradicar el brote. Aunque se realizan semanalmente controles de vigilancia activa de colonización por Acinetobacter baumannii XDR en los pacientes ingresados no se han vuelto a detectar casos hasta la actualidad.

PALABRAS CLAVE:
Brote, Acinetobacter baumannii XDR, transmisión por contacto.

ÁREA TEMÁTICA:
Infecciones relacionadas con la asistencia sanitaria.